Ejercicio de las diez lamparas - Amar al Amor
16258
page-template-default,page,page-id-16258,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-theme-ver-15.0,qode-theme-bridge,disabled_footer_top,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.5,vc_responsive

EJERCICIO DE LAS DIEZ LAMPARAS

 

 

PARA HONRAR LOS DOLORES ÍNTIMOS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

COMPUESTOS POR LA SIERVA DE DIOS 

BEATA MADRE ENCARNACIÓN ROSAL

FUNDADORA DE LAS HH. BETHLEMITAS

Fecha de beatificación: 4 de mayo de 1977, por el Papa Juan Pablo II.

Vicenta Rosal nació el 26 de octubre de 1826  en Quetzaltenango, Guatemala.

 

Un día, la vigilia del Jueves Santo de 1857, próxima ya la hora del amanecer, fue al coro de la Iglesia y comenzó a meditar sobre la traición de Judas y el dolor que Cristo experimentó en la agonía de Getsemaní”. Estando en oración–narra la misma Madre- “oí una voz interior que me decía: No celebran los Dolores de mi Corazón.” Palabras que fueron para la Madre una llamada particular a honrar y desagraviar el Corazón de Cristo por la maldad,* ingratitud y pecados de los hombres.

 

La Madre Encarnación muere en Tulcán, Ecuador, el 24 de agosto de 1886. Su cuerpo incorrupto se encuentra en el Colegio del Sagrado Corazón de Jesús, Bethlemitas de Pasto. 

 

Esta devoción tiene por objeto honrar los Dolores del Sagrado Corazón de Jesús, y con especialidad, diez, que parecen principales y más íntimos, por el quebrantamiento que se hace de los Diez Mandamientos de la Ley de Dios.

 

Para alcanzar este fin, se formarán coros compuestos de diez personas, las cuales, unidas a los coros celestiales, procurarán con la práctica de las virtudes, ejercicios de piedad y afectos fervorosos, arder en el fuego del divino amor como otras tantas lámparas en derredor del Corazón de Jesús, a fin de desagraviarle continuamente.

 

El día 25 de cada mes se cambiarán el ejercicio o lamparita, a fin de los diez ejercicios le toquen sucesivamente a cada una.

 

OBLIGACIONES DE LAS DIEZ LAMPARAS

 

Que arderán ante el Sagrado Corazón de Jesús, para consolarlo en sus Dolores Íntimos .

 

Primera: Hacer todo lo que se pueda para la conversión de los pecadores y bien de las almas.

Segunda: Puntual observancia en el rezo de la lamparita que les corresponda.

Tercera: Rezar diariamente la lamparita que corresponda a cada día del mes.

Cuarta: Oír Misa y comulgar cada veinticinco de mes.

Quinta: El veinticinco de agosto, que  es la fiesta principal de los Dolores Íntimos del Sagrado Corazón de Jesús, oír Misa y comulgar, y a ser posible, asistir a los solemnes cultos que se celebran en los Conventos de las Religiosas Bethlemitas,  Hijas del Sagrado Corazón de Jesús, propagadoras de esta sublima y santificadora devoción.

 

 

Chinese (Simplified)CroatianEnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish